(438) 288-2826 Llevando la salud digital a una población en pleno envejecimiento

Internet de las cosas Seguridad y aparatos médicos IDO

El Internet de las cosas (IoT por sus siglas en inglés) permite que los dispositivos médicos que se comuniquen con las masas de consumidores hambrientos donde quiera que estén localizados. El manejo de medicación RxPense y el sistema de monitoreo remoto de pacientes lo lleva un paso más allá. El RxPense permite que otros dispositivos IoT, como sensores de salud y condición física, para consolidar sus datos con la información del cumplimiento de las recetas de los pacientes para presentar una vista única del cumplimiento de medicamentos y puntos vitales. Considerados PHI ( información de salud protegida, por sus siglas en inglés), estos datos sensibles deben ser protegidos cumpliendo con la ley de responsabilidad y portabilidad del seguro de salud en Estados unidos(HIPPA por sus señas en inglés), la ley de protección de la información personal de salud y la ley de protección a la información personal y documentos electrónicos (PHIPA y PIPEDA por sus siglas en inglés) en Canadá, no solo garantizan la seguridad, sino también garantizan que se conserve la privacidad.

Por ejemplo, para cumplir con HIPAA, una app o dispositivo necesita incluir una serie de medidas de seguridad, incluyendo las que permitan al usuario mantener sus datos seguros, recuperar la información si está perdida y borrar la información personal de salud en cualquier momento si lo necesitan.

Este nivel de seguridad incluye encriptación de datos, muros de fuego y métodos de autenticación que son bien conocidos y entendidos. Sin embargo, hay requerimientos de negocio y chequeo de personal los cuales deben encajar en una política incluyente de seguridad y procedimientos. Pero consideremos la seguridad física por el momento.

Seguridad física

Sabemos que en la web, nombres de usuario y contraseñas, autenticación a dos pasos y otros métodos prevalecen. ¿pero y que hay de la seguridad física? ¿Cómo podemos proteger un dispositivo médico y prevenir mejor de accesos no autorizados? ¿Cómo podemos prevenir robo de medicamentos o accesos maliciosos de otros, posiblemente alrededor del mundo, tratando de hackear dentro de un dispositivo IoT? Con conectividad, viene la responsabilidad.

El método de autenticación de usuarios en un dispositivo físico puede incluir aquellos usados comúnmente en la web, pero porque estas físicamente cerca y puedes tocar el dispositivo, métodos adicionales de seguridad son posibles. En RxPense por ejemplo, cuando es tiempo de acceder a nuestros medicamentos, aceptamos un pin y pasar un NFC de una etiqueta NFC autorizada. En el icono de la marca registrada: puedes simplemente tocar la etiqueta cerca del icono. Como cada etiqueta esta pre-registrada a un usuario registrado, y tenemos la habilidad de tomar una foto al momento de que el individuo accede, la seguridad es fuerte. El RxPense puede además requerir autenticación secundaria como pasar el NFC + huella digital o PIN. Otros controles de seguridad biométricos son posibles, pero como con cualquier producto comercial, debemos balancear seguridad, necesidad y conveniencia.

Comunicación de campo corto (NFC) es una tecnología basada en estándares de conexión inalámbrica de corto rango que hace la vida más fácil y más conveniente para los consumidores alrededor del mundo haciendo más simple realizar transacciones, intercambiar contenido digital, y conectar dispositivos electrónicos con un toque. NFC es compatible con cientos de millones de tarjetas sin contactos y lectores ya lanzados mundialmente – Foro NFC

El dispositivo en si debe ser asegurado físicamente, previniendo por completo que aquellos sin autorización accedan a los contenidos. Con NFC, que soporta seguridad de datos a múltiples niveles, podemos asignar roles a cada tarjeta, Por ejemplo, un paciente tiene diferentes permisos que una enfermera o un repartidor. Un médico o proveedor de salud tiene diferentes permisos de acceso que un técnico de soporte. La meta final es solo permitir acceso al dispositivo y las características/funciones del aparato, que necesite el usuario solicitando el acceso.

De acuerdo al foro NFC, habrá más de 38.5 mil millones de dispositivos conectados para 2020. El RxPense es solo 1, pero tomamos la seguridad seriamente.

Pin It on Pinterest